SENER ha adquirido al 100 % la empresa Estudio de Ingeniería y Proyectos SA, EIPSA, dedicada a la ingeniería estructural. Altamente reconocida en el sector de la ingeniería civil, EIPSA cuenta con 30 años de vida con una notable cartera de referencias, proyectos y servicios de asistencia técnica en la construcción de estructuras especiales para edificación urbana e industrial, silos, pasarelas y puentes.

La firma del acuerdo ha tenido lugar en las oficinas de SENER en Tres Cantos (Madrid), entre el director general de SENER, Jorge Unda, el director general de Infraestructuras y Transporte, José Gregorio Briz, y el director general y fundador de EIPSA, José Antonio Llombart.

Tras la firma, José Gregorio Briz ha destacado que “la integración en SENER de EIPSA nos permite ofrecer los servicios de diseño de viaductos como una disciplina más, propia del grupo, en grandes proyectos multidisciplinares donde tenemos la capacidad para gestionar un proyecto integral”. “Este acuerdo –ha añadido- sella una exitosa suma de dos empresas con un espíritu común: ambas son compañías innovadoras, con preferencia por trabajos singulares que impliquen retos técnicos, y muy orientadas a resolver, con total honestidad, las necesidades del cliente”.

Por su parte, José Antonio Llombart ha valorado que su integración en SENER “responde al contexto actual, en el que es necesario competir en el mercado internacional, para lo que la estructura de EIPSA tenía que crecer. En este sentido, la integración en un equipo más amplio y multidisciplinar como el de SENER nos permite abordar grandes obras en todo el mundo”. Y ha remarcado la buena sintonía entre ambos equipos: “Nosotros habíamos tenido a SENER como cliente y también cerca, como dirección de obras en las que estábamos interviniendo conjuntamente. Conocíamos por tanto la forma de funcionar de sus personas y veíamos muchos puntos en común en nuestros objetivos como empresa. Así que podemos decir que la sintonía fue inmediata, pero no improvisada. La teníamos desde hacía muchos años por coincidencia de nuestra filosofía de trabajo y porque teníamos intereses comunes”.

EIPSA y SENER comparten trayectoria en común, pues han coincidido en proyectos a lo largo de su historia, en ocasiones como asociados, por ejemplo en el BEC (Bilbao Exhibition Center), donde SENER realizó la dirección de obra y EIPSA desarrolló la estructura del edificio, en la línea de ferrocarril de alta velocidad Madrid–Valencia, donde SENER llevó a cabo la dirección de obra y EIPSA, dos viaductos singulares, el del Istmo y el del Arco, sobre el embalse de Contreras. Otros proyectos conjuntos fueron la autopista A4 de Holanda, la autopista Vitoria – Eibar, el metro de Sevilla o el proyecto del puente del río Deba, en Guipúzcoa. A partir de este momento, se acometen, entre otros proyectos, el metro de Doha, en Catar, el metro de Guadalajara y el tren interurbano entre Toluca y México DF, los dos en México, el metro de Yeda, en Arabia Saudí y el metro de Lima, en Perú, todos ellos con un importante componente de estructuras especiales.

Por su parte, EIPSA ha desarrollado con anterioridad puentes de diversas tipologías para carretera y ferrocarril, algunos tan reseñables como el viaducto de Alconétar, que cruza el embalse de Alcántara (Cáceres) mediante un vano de 220 m y que marcó un récord mundial por la dimensión de la luz de los arcos construidos por abatimiento; el viaducto sobre la autopista C-58 de Barcelona levantado en la mediana de un viaducto existente que forma parte de la autopista de mayor tráfico de Cataluña, sin perturbar la circulación de vehículos, así como otros puentes construidos fuera de España.