Con vistas y acceso directo al paraje natural de la montaña Santa Victoria, cerca de la región francesa de Aix-en-Provence, se asienta esta vivienda unifamiliar diseñada por el arquitecto Henri Paret en la que, ante todo, se ha primado su conexión con el exterior. De nuevo, el arquitecto ha recurrido a KAWNEER, tanto con elementos a medida como de su gama de ventanas y correderas empotradas, logrando una construcción en la que las barreras entre el interior y el exterior se reducen a la mínima expresión.

La arquitectura, de 315 metros cuadrados, cuenta con varios accesos y vanos en cada uno de sus paños y el patio central interior, sobre el que gira la propia estructura, se ha convertido en su pulmón principal. Para ello, Paret ha confiado una vez más en KAWNEER, especialista en cerramientos de aluminio y única marca del sector de la construcción del grupo Alcoa, que ha trabajado de forma personalizada en el diseño e instalación de sus ventanas KALORY y correderas empotradas KASTING.

La libertad de circulación de los habitantes, la conexión con el exterior y el protagonismo de la luz natural son las claves del proyecto. Fotografías, Xavier Boymond para Kawneer. Todos los derechos reservados.

La libertad de circulación de los habitantes, la conexión con el exterior y el protagonismo de la luz natural son las claves del proyecto. Fotografías, Xavier Boymond para Kawneer. Todos los derechos reservados.

Estas dos soluciones arquitectónicas de aluminio, que garantizan las mejores condiciones técnicas posibles, así como de aislamiento térmico y acústico, envuelven la vivienda por completo y dan ritmo a una fachada en la que apenas existen paramentos fijos. Las fronteras entre interior-exterior se diluyen, reduciéndose al mínimo.

De esta forma, el arquitecto ha conseguido que la luz natural que entra por las cristaleras no encuentre obstáculos y fluya con libertad a través de todo el espacio diáfano interior de Santa Victoria. Ese ha sido otro de los grandes objetivos en este proyecto, en el que se ha apostado por un diseño contemporáneo, de líneas sencillas, y una estética depurada, nada recargada y cercana al estilo minimalista.

A ello ayudan los materiales naturales y todas las zonas verdes del exterior más el área de la piscina, junto con las superficies de materiales avanzados que se han empleado para espacios del interior tan cuidados como la cocina, dónde no se ha escatimado en avances y tecnologías punteras.

Fotografías Xavier Boymond para Kawneer. Todos los derechos reservados.

Fotografías Xavier Boymond para Kawneer. Todos los derechos reservados.

Del mismo modo, el diseño y la decoración de la vivienda se han pensado y cuidado al máximo, apostando por piezas atemporales con una gama cromática nada estridente. Siguiendo esa línea, también se han elegido las soluciones de carpintería de aluminio KAWNEER con la tonalidad Textural Noir Biotite, que contrasta con la pureza del blanco de la fachada exterior.

La vivienda en su conjunto invita pues al descanso y la relajación. Y muy especialmente en épocas estivales como las que se aproximan, que – sin duda- es cuando más partido y rendimiento se puede sacar a Santa Victoria.